Se encuentra usted aquí

Inicio » Soluciones » Mascotas

El método responsable para disponer las heces de tu mascota

¡No contamines el aire que respiras!

¿QUÉ ES?

Es un método simple, económico y ambientalmente responsable de disponer las heces de tu mascota.

El Sani-can funciona como una fosa séptica en donde arrojas las heces de tu mascota para su adecuada degradación. Este práctico sistema se basa en la aplicación de un activador bioenzimático que al diluirse en agua facilita la reproducción de billones de bacterias benéficas que depredan a las poblaciones de microorganismos patógenos presentes en las heces y responsables del mal olor y la contaminación.

Las bioenzimas permiten el desdoblamiento de grasas, aceites, proteínas, hidratos de carbono, etc., logrando que la materia fecal se transforme en compuestos más pequeños y fácilmente degradables por el suelo con lo que se eliminan por completo los malos olores.

 

 

¿POR QUÉ HACE LA DIFERENCIA?

SIN EL SANI-CAN CON EL SANI-CAN
Las heces fecales contienen bacterias, virus y otros microorganismos patógenos, los cuales por acción del agua de lluvia eventualmente son arrastrados a las aguas superficiales y subterráneas contaminándolas.

Controlas la descomposición de las heces de tus mascotas y eliminas sus agentes contaminantes.

Cuando las heces se secan a la intemperie, el viento las transporta en pequeñas partículas a través del aire que respiramos y a los alimentos que consumimos en la calle. 
Mantienes limpio el aire que respiramos.

 

INSTALACIÓN Y USO

El Sani-can debe instalarse en un lugar con buen drenaje, con sombra, y que esté alejado de hortalizas, cisternas y pozos de agua potable.

Se deberá cavar un hueco en la tierra donde enterrar el Sani-can y rellenar los espacios con gravilla, piedra o tezontle.

Para aplicar el activador basta con diluir una cucharadita del polvo en 1 o 2 litros de agua y agregarla al Sani-can.  La frecuencia varía de acuerdo al tamaño del Sani-can.
Así se ve el Sani-can abierto. No hay olores y con el paso del tiempo las heces se convierten en composta. Al llenarse, simplemente se retira el contenedor y se vuelve a enterrar en un nuevo hoyo, dejando que las heces se terminen de reintegrar al suelo. 

 

MODELOS Y PRECIOS

MPORTANTE: Si eliges un Sani-can menor al recomendado corres el riesgo de que se llene rápido, utiliza la siguiente tabla como referencia para elegir el sani-can que se adapte mejor a tus necesidades.

Ejemplo: Si tienes de uno a tres perros chicos, el Sani-can recomendado es el chico. Pero si tienes más perros chicos o adicionalmente un perro mediano o uno grande, tu mejor opción será un estándar o un jumbo. 

Tamaño del Sanican

CH

STD

STD

JUMBO

# Perros chicos   (hasta 6kg)
1-3
4-5
 
6->
# Perros medianos   (de 7 a 15kg)
 
1-2
 
3->

# Perros grandes   (más de 15kg)

 
 
1
2->

 

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Es indispensable enterrarlo en un jardín?

Sí; la tierra es indispensable para su buen funcionamiento.

¿Sirve para otro tipo de mascotas?

Sí, aunque las heces de animales herbívoros pueden tratarse en un bote compostero con otros residuos orgánicos.  El sani-can está diseñado especialmente para tratar heces de perros y gatos.

¿Qué pasa si arrojo las heces a mi bote compostero con los residuos orgánicos de mi cocina y jardín? No es recomendable mezclar los residuos de mascotas con otros orgánicos pues contaminan la composta evitando que pueda utilizarse como abono.

¿Se llenará el sani-can en algún momento?

Esto depende del número de perros, el tipo de suelo, el mantenimiento que se le dé y el clima del lugar donde esté instalado.  Si esto llegara a suceder, simplemente extrae el bote y cubre con tierra el lugar; instala el bote nuevamente en otro sitio.

Tienda en Línea

¿Te interesa ser distribuidor?

Contáctanos, contamos con
planes especiales para
distribuidores independientes,
tiendas, asociaciones
civiles y mayoristas.